Dónde poner las lámparas de pie en el salón

Las lámparas de pie son lámparas altas verticales que emiten luz a un nivel superior, lo que permite variar tanto el diseño como los niveles de luz en el salón. Se pueden utilizar para los tres tipos de iluminación: de tareas, de ambiente y de acento. El tipo de luz que proporciona una lámpara de pie depende a menudo de su ubicación. Lee esta guía para conseguir la iluminación adecuada de la lámpara de pie de tu salón.

Ideas para la colocación de una lámpara de pie en el salón

Las lámparas de pie LED modernas son tan versátiles que se pueden colocar casi en cualquier lugar. Antes de decidirte por una, querrás ver qué otras fuentes de luz tienes en el salón: ventanas o puertas francesas, plafones y otras lámparas, por ejemplo, para crear un equilibrio. Busca cualquier rincón oscuro o zonas desnudas donde la lámpara de pie pueda dar un toque de ambiente

Detrás del sofá

Una opción popular para la colocación de las lámparas de pie es detrás del sofá. Si el sofá se encuentra alejado de la pared, una lámpara de pie entre medias crea una gran profundidad y ofrece una luz de lectura perfecta sobre el hombro.

En una esquina

Iluminar esquinas oscuras con una lámpara de pie tiene la ventaja añadida de hacer que la luz rebote en dos paredes simultáneamente para crear una iluminación más global. Con la lámpara de pie Philips Hue Signe, también puedes proyectar una luz tenue y colorida en los rincones de la habitación para conseguir un efecto único de baño de luz de pared.

Junto a un escritorio

Si tienes un escritorio en el salón donde trabajas o lees, tendrás que centrarte en una iluminación de tareas más brillante. Coloca la lámpara de pie justo al lado del escritorio, incluso mejor si dispones de un cabezal ajustable que te permita dirigir la luz hacia abajo sobre la superficie.

Detrás o al lado de la televisión

La colocación de una lámpara de pie junto al televisor o detrás del mismo podría no parecer una opción evidente, pero una lámpara aquí reduce el deslumbramiento y la fatiga ocular. Proyectando una luz tenue detrás o junto al televisor creas contraste, especialmente en una habitación oscura cuando las demás fuentes de luz están apagadas.

En el centro de la habitación

Los salones de mayor tamaño tienen la ventaja de poder colocar los muebles y los accesorios más lejos de las paredes. Si el sofá está en el centro de la habitación y te gustaría colocar una lámpara de pie al lado o detrás del mismo, podrías añadir una toma de corriente para hacerlo posible. Esto te ayudará a evitar tropezar con los cables de extensión. Si esto no es viable, una lámpara de mesa inalámbrica, como Hue Go, es una solución ideal.